¿Cómo elegir el punto de carga adecuado para un vehículo eléctrico?

El punto de carga de los coches eléctricos son elementos  necesarios cuando nos planteamos la compra de este tipo de vehículos. En parte por la escasa proliferación de puntos de carga públicos y también por la comodidad que representa disponer del coche cuando se precise con el 100% de carga disponible, ya que se ha activado la recarga durante su estancia en el parking habitual.

Una instalación de punto de carga suministra 240 voltios de electricidad a los coches eléctricos, este equipo se conoce comúnmente como “cargador”. Todavía hay importantes diferencias entre los modelos de punto de carga que existen en el mercado, estos puntos de carga para coches eléctricos se dividen en tres grupos principales:

Puntos de carga residenciales para coches eléctricos

El tiempo de carga de los coches eléctricos es difícil de calcular exactamente suelen ser de nivel 1 o nivel 2. La mayoría de los edificios y viviendas unifamiliares ya tienen una toma de corriente de 110 voltios en la pared exterior de la casa, que es el nivel 1.
Y si la vivienda tiene una, se puede conectar el coche eléctrico a ella sin hacer ninguna modificación eléctrica en la casa. La carga, sin embargo, será muy lenta (hasta 48 horas para una carga completa).
Como no es habitual poder esperar tanto tiempo, probablemente se quiera instalar una estación de carga de 240 voltios de nivel 2.
La forma más fácil de elegir una estación de carga es comparar el rendimiento de los modelos que existen en función de los “kilómetros por hora de carga”. Y así perder el miedo al quedarse sin batería cuando se conduce un coche eléctrico.

Esto representa el número de kilómetros que se obtiene en una hora de carga. Como referencia, una toma de 110 voltios proporciona aproximadamente 7km/hora, mientras que un punto de carga rápida proporcionará 600 km por hora de carga. Un enchufe de 240 voltios (como los de las secadoras de ropa y las estufas) proporcionará unos 35 a 40 km/hora de tiempo de carga.

  • Nivel terminal 1 : entre 0 y 1,9 kW. Esta es la carga más lenta, como un enchufe de 110 voltios.
  • Nivel terminal : entre 3,7 y 11 kW (16 A por fase). Salida estándar de 240 voltios (la misma que la del secador). Ofrece un tiempo de carga más rápida y varias opciones de cableado (monofásico o trifásico). Generalmente ofrecen la opción de estar conectados a un interruptor de 20 o 40 amperios.
  • Puntos de carga lenta en zonas públicas. A medida que se instalan más y más puntos de carga en todas las ciudades, se vuelven más asequibles y a veces (pocas) gratuitos. Algunos puntos de carga pueden ofrecer tiempos de carga lentos, otros con mayor capacidad de carga eléctrica ofrecen mayor rapidez de carga.
  • Puntos de carga rápida en zonas públicas. Las estaciones de carga rápida en zonas públicas, se encuentran generalmente en las paradas de descanso a lo largo de las autopistas, lo que permite a los coches eléctricos hacer viajes cada vez más largos.