La velocidad es la causa de 300 muertes al año por accidentes de tráfico.

La DGT está realizando una campaña de intensificación de los controles de vigilancia sobre la velocidad entre el 21 y el 27 de agosto, con el fin de concienciar a los conductores sobre este factor de riesgo.

Circular a una velocidad adecuada podría evitar una cuarta parte de los fallecidos en accidente de tráfico. Cada año, más de 300 personas mueren en las carreteras en accidentes en los que la velocidad fue un factor concurrente.

El incumplimiento de los límites de velocidad establecidos es uno de los problemas con los que se enfrenta la Unión Europea, quien en su último informe solicitó a todos los estados miembros hacer cumplir el código de la circulación, construir y mantener las infraestructuras y realizar campañas de educación y sensibilización para reducir la accidentalidad viaria.

Una de esas medidas, es la que pone en marcha la Dirección General de Tráfico con la velocidad. Según Gregorio Serrano, director del Organismo, “la campaña se desarrollará durante esta semana para recordar a los conductores la importancia de respetar los límites de velocidad y para comprobar que se cumplen los límites establecidos”. Además, ha añadido que la importancia que tiene la seguridad vial en las ciudades, es lo que nos ha llevado a invitar a los ayuntamientos y a las comunidades que tienen transferidas las competencias de tráfico a sumarse a la misma, de modo que el mensaje a transmitir, independientemente de la administración que gestione la circulación, es que los límites de velocidad siempre se deben respetar, más aún cuando muchas ciudades cuentan con vías en la que los diferentes actores comparten espacio (coches, motos, bicis…)”.

La campaña traspasa nuestras fronteras y se realiza de forma simultánea en 25 países europeos a través de la Organización Internacional de Policías de Tráfico (TISPOL)

INDICADORES QUE PREOCUPAN

En el último estudio de medición de la velocidad realizado por la DGT, los indicadores obtenidos describen que:

  • Las vías convencionales limitadas a 90 km/h son las carreteras donde más se incumplen los límites de velocidad.
  • 4 de cada 10 conductores circulan a velocidad superior a la permitida.
  • Un 25% superan la velocidad en más de 10 km/h
  • Un 12% en más de 20 km/h.

En el caso de las vías limitadas a 100 km/h, el porcentaje de vehículos que superan la velocidad establecida es algo menor.

Debido a esta situación, los agentes de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil duplicarán los controles en este tipo de vías, carreteras que presentan un mayor riesgo vial y que registran 8 de cada 10 fallecidos.

TRAMOS INVIVE

INVIVE es el acrónimo de: INtensificación de la VIgilancia de la VElocidad. Estos tramos de carretera son aquellos calificados como más peligrosos tanto por los excesos de velocidad detectados, como por la siniestralidad que presentan.

La DGT ha identificado los 300 tramos más peligrosos de la red de carreteras convencionales del ámbito de competencias de la DGT, donde se han medido mayores efectos combinados de excesos de velocidad (que en algunos casos superan los 30 km/h) accidentalidad y mortalidad. Además se han señalizado dichos tramos con una señal fija naranja que se sitúa bajo la señal vertical de limitación de velocidad del tramo.